unctad.org | LAS INVERSIONES EXTRANJERAS SUBEN VERTIGINOSAMENTE, PERO CAERAN ESTE AÑO
COMUNICADO DE PRENSA
Para el uso de los medios de información - No es un documento oficial
LAS INVERSIONES EXTRANJERAS SUBEN VERTIGINOSAMENTE, PERO CAERAN ESTE AÑO
Las FAS conocen un auge para nivelarse

TAD/INF/PR/21
18 September 2001

Según el World Investment Report 2001(1) (Informe sobre las inversiones en el mundo, 2001), hecho público el día de hoy por la Conferencia de las Naciones Unidas sobre Comercio y Desarrollo (UNCTAD), los flujos mundiales de las inversiones extranjeras directas (IED(2)) aumentaron un 18% en 2000, hasta un récord de 1.3 billones de dólares de los EE.UU., pero se espera una caída para el año en curso.

Tras este vertiginoso aumento y la proyectada caída para el 2001, está una serie de fusiones y adquisiciones transfronterizas (FAS) que constituyen un porcentaje importante de la IED en el mundo. Después del auge del año pasado - las fusiones y adquisiciones transfronterizas alcanzaron 1.1 billones de dólares de los EE.UU. en el 2000, casi un 50% con respecto a años anteriores (véase cuadro 2) - ahora se encuentran en una tendencia descendente relacionada con la caída del crecimiento económico general.

La rápida expansión de las IED está dando más importancia a la producción internacional en la economía mundial, haciéndola "la fuerza principal dentro de la integración económica internacional", dice WIR 2001. Las 63,000 empresas transnacionales mundiales (ETN(3)) que dirigen a las IED con sus 800,000 filiales en el extranjero, cada vez más inciden en los patrones de comercio, representando mas o menos dos tercios del comercio mundial. Pero, tanto las IED como el comercio se concentran dentro de las regiones y entre regiones vecinas y, dentro de cada una, los vínculos comerciales son más fuertes que los vínculos de las IED.

Como en años anteriores, en 2000 los 10 mayores receptores de las IED, así como sus 10 mayores fuentes, fueron países desarrollados, con una o dos excepciones de los países en desarrollo (China y Hong Kong, China) (véase gráficas 1 y 2).

Con apenas un poco más de 1 billón de dólares de los EE.UU. de inversiones recibidas y un aumento del 21% el año pasado, los países desarrollados siguen siendo la primera destinación de las IED, representando más de tres cuartos del total mundial. Y, a pesar de que las inversiones hacia los países en desarrollo aumentaron tambien el año pasado - a 240 mil millones de dólares de los EE.UU. - el porcentaje con respecto al mundial ha ido en disminución durante tres años consecutivos, hasta 19%, el más bajo desde 1991. Sin embargo, los países en desarrollo han aumentado su participación en las inversiones hacia afuera de 3% en la década de los 80, a 9% en 2000. Las IED a los 49 países menos desarrollados (PMD) tambien están en aumento, pero con solo 0.3% de los flujos mundiales, countinuan siendo marginales.

Otros desarrollos regionales del año pasado:

  • Tanto los países desarrollados como, en general, la Triada (Unión Europea, los Estados Unidos y Japón) continúan dominando los flujos de las IED, como receptores (71%) y como generadores (82%), principalmente, una vez más, gracias a las FAS transfronterizas. El Reino Unido y Francia han reemplazado a los Estados Unidos en su papel de primer inversionista en el exterior; y, aunque EE.UU. todavía es el país lider dentro de los países receptores, tanto la IED recibida como la generada bajaron el año pasado de 5% y 2% respectivamente. El Reino Unido sobrepasó a Alemania como el país receptor en Europa y, actualmente, ocupa el segundo lugar. El Reino Unido es también el principal país de origen de IED en el mundo, por el segundo año consecutivo.
  • En Europa Central y del Este(4) la IED ha aumentado 7% a 27 mil millones de dólares de los EE.UU., concentrados en la Federación Rusa, Polonia y la República Checa, con la región en total manteniendo su porcentaje con repecto a los flujos mundiales de IED a 2%. Sobre todo, las IED han sido largamente dominadas por las transacciones de privatización que dirigirán las inversiones intra regionales, por lo menos hasta 2002. Despues de eso - a pesar de que los patrones varían considerablemente de un país a otro - los flujos puden aumentar, impulsados por inversiones en nuevas instalaciones y FAS transfronterizas privadas. La mayor parte de las inversiones continúan originándose en Europa Occidental, particularmente de los membros de la UE. En cuanto a las IED hacia afuera, el año pasado aumentaron más rápidamente que las IED recibidas, alcanzando 4 mil millones de dólares de los EE.UU. El transporte, el petróleo y gas natural, así como los productos farmacéuticos, son los sectores líderes en la inversiónoriginada en la región.
  • Las IED provenientes de y en dirección a Asia en desarrollo(5) alcanzaron records el año pasado, concentradas, sobre todo en Hong Kong, China, que reemplazó a China continental como la única mayor economía de origen y de recepción en Asia. Los 143 mil millones de dólares de los EE.UU. de inversión en Asia, marcaron, sobre todo, un aumento del 44% con respecto a 1999; las IED originadas en la región totalizaron 85 mil millones, un aumento de 140%. Pero los flujos hacia el Sudeste Asiático (ASEAN-10) y Asia del Sur, han bajado. Los flujos hacia las tres economías del Noréste Asiático (Hong-Kong, la República de Corea y Taiwan, Provincia de China) alcanzaron 80 mil millones de dólares de los EE.UU.; hacia China, 41 mil millones y, hacia la región de los nueve PMD, 461 millones. La mayor parte de la actividad de y hacia Hong Kong se justifica por el "estacionamiento" de los fondos de las ETN en anticipación a la esperada entrada de China a la OMC y por el aumento de "la IED en tránsito" a través de Hong Kong.
  • El año pasado, América Latina y el Caribe registraron una caída del 22% de las IED - a 86 mil millones de dólares de los EE.UU. -, después de haber triplicado, durante la segunda mitad de los años 1990s. Esta caída refleja una corrección con respecto a 1999, cuando los montos se vieron afectados por grandes adquisiciones transfronterizas. Los principales países receptores fueron Brazil (34 mil millones de dólares de los EE.UU.) y México (13 mil millones de dólares de los EE.UU.), mientras que Chile fue el país de la región que dió origen a mayores inversiones en el extranjero. Los sectores de servicios y recursos naturales predominaron en América del Sur; la manufactura y los servicios financieros fueron los sectores líderes en México. Las FAS continuaron siendo importantes durante 2000, dirigidos, principalmente, al sector de servicios. Las entradas de las IED en Argentina y Chile bajaron, en parte por que tres grandes FAS fueron reponsables del aumento el año anterior. La inestabilidad política y económica causaron bajas en los países Andinos como Colombia y Perú; en cambio, los flujos hacia Venezuela aumentaron.
  • Una baja del 13% de los flujos hacia Africa - hasta 9.1 mil millones de dólares de los EE.UU. -- hizo caer, el año pasado, el porcentaje de inversión mundial a menos del 1%, como resultado de la crisis en Sudáfrica, Angola y Marruecos. Dentro de los grupos de países: Africa sub-Sahariana, incluyendo a los 14 miembros de la Comunidad de Desarrollo de Africa del Sur (SADC) y los 34 PMD de Africa, cayeron también; sólo Africa del Norte queda igual. Sudáfrica es la principal fuente del continente para las IED, representando un 40% del 1.3 billones de dólares para el año 2000. Los principales países receptores fueron, por orden, Angola, Egipto, Nigeria, Sudáfrica y Tunisia.

Principales ETN

La triada, en donde 91 de las 100 principales ETN no-financieras tienen su sede, continúan dominando la clasificación por activos extranjeros de 1999, pero tres empresas de países en desarrollo están, por primera vez, en la lista (véase TAD/INF/CP29). La lista está encabezada por General Electric (EE.UU.) por el cuarto año consecutivo, con ExxonMobil Corporation (EE.UU.) que saltó del quinto al segundo lugar. Royal Dutch/Shell Group (Países Bajos/ RU) permanecen en el tercer lugar, mientras que General Motors (EE.UU.) bajó del segundo al cuarto lugar. Totalfina SA (Francia) se ha reunido con los 10 principales, saltando del 32avo. en 1998 al 8vo. en 1999. Ford Motor Company (EE.UU.), Toyota Motor Corporation (Japón), DaimlerChrysler AG (Alemania), IBM (EE.UU.) y BP (RU) permanecen entre los 10 principales, aunque su lugar en la lista haya cambiado.

Los activos extranjeros de las 100 principales empresas, aumentaron de 10% - a 2.1 billones de dólares de los EE.UU. -; los tres aumentos más importantes en activos extranjeros vienen de compañías petroleras. Las ETN norteaméricanas aumentaron, a un 6%, su porcentaje sobre el total de activos extranjeros entre las 100 principales empresas. El porcentaje de las ETN de la Unión Europea han sido bastante constantes desde 1990, pero los países más grandes - Alemania, Francia y España - aumentaron considerablemente su porcentaje dentro de este grupo regional. El porcentaje de Japón, dentro de los 100 principales activos extranjeros, aumentó de 28% en la década pasada, testificando, así, la sostenida orientación hacia el extranjero, de las firmas japonesas.

Las ventas al extranjero subieron en un 3% - a 2.1 billones de dólares de los EE.UU. - con un porcentaje descendiente de las ETN norteaméricanas, entre las 100 principales, y el porcentaje de la UE, aumentando, especialmente gracias a la actividad de las firmas alemanas.

Por primera vez, la contratación extranjera bajó, más o menos de 8%, mientras que el empleo total aumentó de 4%, invirtiendo la tendencia al declive del empleo general e incremento de la contratación extranjera. Sin embargo, algunas ETN encabezadas por McDonalds, General Motors y Siemens aumentaron considerablemente su contratación extranjera.

La lista de las 100 principales ETN, continua dominada por las cuatro mismas industrias de los años anteriores: equipo electrónico y eléctrico, automóviles, exploración y distribución de petróleo, y alimentación y bebidas (las tres primeras representan más de 50 de las 100). La lista de las 50 mayores ETN de las enonomías en desarrollo en 1999 (véase TAD/INF/CP29), subraya el aumento de las actividades transfronterizas de estas compañías, como se refleja en el impresionante aumento en sus activos y ventas al extranjero despues del revés, de 18% y 12% respectivamente, sufrido en 1998. Sin embargo, el empleo general cayó más aún hasta un 27% mientras que la contratación extranjera cayó solamente al 4%. Como en el año anterior, las principales compañías vienen de Asia. La composición industrial de la lista de las 50 primeras queda inalterada, con conglomerados con actividades diversificadas en un amplio ramo de industrias, que representan la mejor parte en la combinación de activos extranjeros y contratación extranjera. Sin embargo, en términos de transnacionalización de actividades, la alimentación y bebidas tienen la más alta clasificación, seguidas por compañías diversificadas, equipo electrónico y eléctrico, y construcción.

Los esfuerzos de las 25 mayores ETN de Europa Central y del Este para la internacionalización (véase TAD/INF/CP29) son bastante recientes, pero están en constante crecimiento. Un número de éstas, están por posicionarse como líderes regionales con redes de producción internacional. Las 25 principales empresas son originarias de nueve de los 19 países de la región. Entre estas ETN, las industrias del transporte, minería, petróleo y gas, química y farmacéutica son las más representadas.

Indice Transnacional de las ETN, países receptores

El WIR2001 sigue la huella del "Indice de Transnacionalización (ITN) de las ETN. Este índice - un promedio de la proporción de los activos extranjeros con respecto a los activos totales, las ventas y el empleo -, estudia la dimensión extranjera de las actividades globales de una empresa. El índice decayó en 1999, pero se espera una recuperación. Dicho índice sugiere un cierto número de tendencias :

  • La transnacionalización por la industria varía enormemente, con los medios de comunicación el extremo superior del índice y el comercio internacional en el inferior. La alimentación y bebidas obtienen la mayor parte de las ganancias; los productos químicos la menor parte. Todas las industrias, a excepción de la automotriz, vieron aumentar mas del 50% su índice de transnacionalización específico, pero la evidente tendencia a la consolidación mundial de la industria automotriz la coloca como candidato a una mayor transnacionalización. El aumento del índice de los países en desarrollo refleja, aún en años de crisis, la búsqueda del proceso de transnacionalización.
  • Ha habido un movimiento emergente gradual de grandes empresas transnacionales de servicio público, ventas al detal y de télecomunicaciones. Estas compañías, con su amplia cartera de activos locales, contribuyeron a una caída en el promedio del ITN de las 100 principales empresas. Dado que esas empresas operan en un ambiente cada vez más liberal, se espera que su índice de transnacionalización aumente en la próxima década.

El Informe trata también del ITN de los países receptores, que mide la importancia relativa de la IED en una economía y ha sido estimada para 23 países desarrollados y 19 países de Europa Central y del Este. Está calculada como el promedio de cuatro porcentajes: los flujos recibidos de IED como un porcentaje de la formación bruta de capital fijo; el monto acumulado de los flujos de IED recibidos como un porcentaje del PIB; el valor añadido de las filiales extranjeras como porcentaje del PIB; y el empleo de filiales extranjeras como un porcentaje del empleo total. Entre las economías receptores, Hong Kong, China es la más transnacionalizada, mientras que Nueva Zelanda tiene la más alta clasificación entre los países desarrollados. El índice es generalmente más alto en los países en desarrollo que en los países desarrollados, lo que quizás sugiere las diferencias en la forlateza de las empresas locales en estos últimos. Hungría es el país más transnacionalizado en Europa Central y del Este.

Los estudios del Indice sugieren posibles directrices para las políticas de los países en busqueda de inversiones extranjeras. Industrias intensivas en innovación, tales como las tecnologías de información y comunicación (TIC) tienden cada vez más a ser transnacionales. La TIC permite que los países en desarrollo reciban actividades de alta tecnología. Mientras más avanzada tecnológimanente es una industria, mas exigentes son sus empresas en la elección de su localización, dando por resultado, un alto nivel de concentración de la IED.

Indice de entradas IED: la novedad este año

Según se presenta por primera vez en WIR2001, el índice de entradas de IED capta la capacidad de los países para atraer a la IED tomando en cuenta su tamaño económico y su competencia. Más específicamente, el Indice es el promedio de tres ratios que a su vez indican la relación entre la participación de cada país en las IED mundiales y su participacioón en el PIB, empleo y exportaciones también mundiales. Un valor del índice "uno" querrá decir que, la participación del país en las IED mundiales se corresponde con su posición económica en cuanto a esos tres indicadores se refiere.

El índice muestra grandes variaciones en la forma en que los países atraen a las ETN. Costa Rica, El Salvador, Hungría, Malasia y Eslovaquia están "balanceados" (tienen un índice "uno"). Sus porcentajes de entradas de IED coinciden exactamente con sus porcentajes promedio de participación en el PIB, empleo y exportaciones mundiales. En general los países con economías fuertes y abiertas se encuentran a la cabeza de la clasificación del índice; sin embargo, algunos países con economía débil pero fuertes recursos naturales, están también en la cima, como Angola y Mozambique. En algunos casos, los factores económicos y políticos colocan a ciertos países en una posición desfavorable, con respecto a la que hubieran podido esperar basándose en los elementos de fuerza económica fijada por el índice. Otros, clasificados en lo más bajo (como Japón y la República de Korea), tienen una posición económica fuerte, pero en el pasado, escogieron restringir la IED.

Los cambios en el Indice entre 1988-1990 y 1998-2000 están acordes con los cambios en el rendimiento económico y los factores políticos que afectan a la IED. Irlanda ha subido del 46avo. al 3er. lugar porque indujo y atrajo IED para mejorar su estructura tecnológica y de exportación en combinación con la formación de recursos humanos. En este proceso transformó, con gran éxito, "una economía retrógrada y poco productiva en un centro activo de manufactura de tecnología intensiva y de software", dice WIR 2001. Durante el mismo período, la posición de Suecia aumentó, del 29avo. al 4to., debido a cambios de políticas experimentados.

El aumento durante la década pasada del número de países de la Unión Europea que están entre los principales 20 refleja, en parte, la gran y creciente influencia de la integración regional en los movimientos de la IED. A nivel regional, el valor del índice para los países desarrollados es, más o menos, el doble del promedio mundial, mientras que los países en desarrollo y los países de Europa Central y del Este caen bajo este promedio. Tanto los países desarrollados como los países en desarrollo atraen IED en proporción a su participación en el PIB mundial, pero los primeros reciben un porcentaje de la IED mucho más alto que su participación en el empleo mundial. Los países en desarrollo y las economías en transición reciben en términos relativos, menos IED que su partipación en el empleo mundial.




Apuntes

1. El World Investment Report 2001: Promoting Linkages (Nº de venta: E.01.II.D.12, ISBN 92-1-112523-5) puede obtenerse al precio de 49 dólares de los EE.UU., y al precio especial de 19 dólares de los EE.UU. en los países en desarrollo y las economías en transición, en Publicaciones de las Naciones Unidas, Sección de Ventas, Palacio de las Naciones, CH-1211 Ginebra 10 (Suiza); F: +41 22 917 0027; E: unpubli@un.org, Internet: www.un.org; o en Publicaciones de las Naciones Unidas, 2 UN Plaza, DC2-853, Departamento PRES, Nueva York, N.Y. 10017 (Estados Unidos de América); T: +1 212 963 83 02 ó +1 800 253 96 46; F: +1 212 963 34 89; E: publications@un.org.

2. Las "inversiones extranjeras directas" se definen como una inversión en la que el control de la gestión de una entidad residente en una economía corre a cargo de una empresa residente en otra economía. Las IED abarcan una relación a largo plazo que refleja el interés duradero del inversor en una entidad extranjera.

3. Las "empresas transnacionales" comprenden empresas matrices y sus filiales extranjeras: se entiende por empresa matriz la que controla los activos de otra entidad u otras entidades en un país o varios países distintos del suyo, normalmente mediante una participación en el capital. A este respecto, para controlar los activos se considera normalmente necesaria una participación en el capital del 10% como mínimo.

4. Incluye países de la ex-Yugoslavia.

5. Incluye Asia Occidental y Central.





Para mayores informaciones sírvase contactar a:
Oficial encargado, Karl P. Sauvant
División de la Inversión la Tecnología y el Fomento de la Empresa
T: +41 22 907 5707
F: +41 22 907 0498
E: karl.sauvant@unctad.org
o
Oficial de prensa, Erica Meltzer
T: +41 22 907 5365/5828
o
Oficial de Información, Alessandra Vellucci
T: +41 22 907 4641/5828
F: +41 22 907 0043
E: press@unctad.org



Loading..

Espere, por favor ....