unctad.org | La baja conectividad del transporte marítimo aumenta la vulnerabilidad de las economías más débiles
COMUNICADO DE PRENSA
Para el uso de los medios de información - No es un documento oficial
La baja conectividad del transporte marítimo aumenta la vulnerabilidad de las economías más débiles

EMBARGO
El contenido del presente comunicado de prensa y del informe conexo no podrá ser citado ni resumido por la prensa, radio o televisión o por medios electrónicos antes de las
25 octubre 2017, 19:00
en Ginebra

UNCTAD/PRESS/PR/2017/036
Ginebra, Suiza, (25 octubre 2017)

​En un mundo globalizado, el comercio, las comunicaciones y las finanzas dependen de las posibilidades de conectarse de las personas, las empresas y las sociedades y, según un nuevo informe de las Naciones Unidas, la distancia entre los países mejor y peor conectados va en aumento.

Publicado hoy, Informe sobre el Transporte Marítimo 2017 de la UNCTAD señala que la baja conectividad del transporte marítimo sigue obstaculizando el acceso de las economías más pequeñas y débiles a los mercados mundiales, y que para mejorar esta situación es preciso modernizar sus puertos marítimos y regímenes de cabotaje, y reformar los trámites aduaneros y demás procedimientos de importación y exportación.

Muchos países en desarrollo sin litoral, pequeños Estados insulares en desarrollo y países menos adelantados se cuentan entre los más afectados, dado que las conexiones de transporte a las que tienen acceso son más caras y menos numerosas, frecuentes y fiables. 

“Nuestra investigación pone de manifiesto que la planificación y las previsiones pueden mejorar considerablemente si los datos sobre las redes de transporte marítimo se incorporan en los procesos de política pertinentes, como la negociación de los acuerdos comerciales y los planes de desarrollo de la infraestructura de transporte” observó el Secretario General de la UNCTAD, Mukhisa Kituyi, en vísperas de la publicación del informe. 

Los servicios nacionales, regionales e intercontinentales de transporte marítimo de línea deben interconectarse lo más posible. Hoy en día, en muchos países, los servicios nacionales de transporte de cabotaje están protegidos de la competencia extranjera. Estas restricciones del mercado pueden dar lugar a ineficiencias innecesarias y a una pérdida de conectividad marítima.

Políticas bien concebidas que permitan a las líneas de transporte marítimo internacional —en condiciones claramente definidas— llevar también comercio nacional o carga de buques de enlace pueden aumentar tanto la competitividad de los puertos de un país como el acceso de los importadores y exportadores a los servicios internacionales de transporte marítimo.

“Fomentar la competencia entre los puertos es importante para que los operadores portuarios aumenten al máximo su eficiencia y trasladen los beneficios a sus clientes”, dijo Shamika N. Sirimanne, Directora de la División de Tecnología y Logística de la UNCTAD.

La competencia entre puertos no debería limitarse a los puertos nacionales, sino que debería extenderse también a los puertos de países vecinos. Por consiguiente, la mejora de la conectividad marítima también depende de la eficacia del acceso a los puertos desde el interior, mediante conexiones de transporte por tierra y multimodal. Los mercados regionales de transporte vial eficientes, las vías fluviales, las infraestructuras de vías férreas y carreteras y los regímenes de tránsito son importantes instrumentos para mejorar la competencia entre los puertos.

El tránsito puede facilitarse con arreglo a las normas y recomendaciones internacionales, como las de las Naciones Unidas, la Organización Mundial de Aduanas y la Organización Mundial del Comercio.

El servicio de aduanas y otros organismos fronterizos deben modernizarse sin cesar para acelerar el movimiento de las mercancías. La labor de la UNCTAD de ayuda a los países en la automatización de los trámites aduaneros y la integración de otros procesos gubernamentales relacionados con el comercio demuestra que esos esfuerzos pueden reducir los costos de transacción, acortar el tiempo de permanencia de la carga en los puertos y aumentar la transparencia. 
 
Líderes regionales

Los principales nodos de la red mundial de transporte marítimo son Malaca, Panamá, el estrecho de Gibraltar y Suez, y el tráfico es en general más denso en el hemisferio norte, con la excepción de las zonas que rodean a Mauricio, Sudáfrica y Santos (Brasil).

En la costa occidental de América del Sur, Panamá es el país mejor conectado de la subregión, en parte gracias al canal, que ha alentado el establecimiento de puertos de transbordo.

En la costa oriental de América del Sur, la Argentina, el Brasil y el Uruguay cuentan con las mismas líneas. Aunque el Uruguay es una economía mucho más pequeña, cuenta con los mismos servicios, no solo para sus propias importaciones y exportaciones, sino también para la carga de tránsito del Paraguay y los servicios de transbordo para la Argentina y el Brasil, donde las restricciones del cabotaje limitan la capacidad de transbordo de los puertos nacionales.

En África, los países mejor conectados son Egipto, Marruecos y Sudáfrica, gracias a su posición geográfica en los extremos del continente.

En la Península Arábiga, los Emiratos Árabes Unidos, con su centro portuario en Dubái, han mantenido el mayor índice de conectividad del transporte marítimo de línea de la subregión.

En Asia Meridional, Sri Lanka ha superado a sus vecinos. Colombo recibe los grandes buques portacontenedores que circulan entre Asia y Europa, así como algunos de los que se dirigen a África y América del Sur.

En general, en Asia Sudoriental, Singapur y Malasia cuentan con las mismas líneas de que transitan entre Asia y Europa, y sus índices de conectividad del transporte marítimo de línea varían en paralelo.

En Asia Oriental, China muestra el mayor índice de conectividad del transporte marítimo de línea, ya que sus puertos son las principales instalaciones de carga del mundo.

Conexiones inexistentes

Más del 80% de las combinaciones de dos países carecen de una conexión directa. Es el caso de países de gran importancia comercial que dan al mismo océano, como el Brasil y Nigeria.

“Una pregunta esencial para los analistas del transporte es si la falta de una conexión directa entre dos países obedece a la insuficiencia de la demanda, o si el escaso comercio entre ambos responde a que los dos socios comerciales no están bien conectados”, observó Jan Hoffmann, Jefe de la Subdivisión de Logística Comercial de la UNCTAD.

El informe explica que la falta de una conexión marítima directa con un socio comercial se asocia a menores valores de las exportaciones —hasta un 40% inferiores cuando hay un transbordo adicional— y que dos países pueden reducir los costos comerciales en un 9% cuando añaden una conexión marítima directa.

La UNCTAD ha encabezado la investigación sobre la conectividad del transporte marítimo desde la primera publicación de su índice de conectividad del transporte marítimo de línea en 2004.


Para obtener más información, póngase en contacto con:
Unidad de Comunicaciones e Información de la UNCTAD
T: +41 22 917 5828
T: +41 79 502 43 11
E: unctadpress@unctad.org
Web: unctad.org/press


Loading..

Please wait....

Charlie Hebdo