COMUNICADO DE PRENSA
Para el uso de los medios de información - No es un documento oficial
Para conseguir los nuevos objetivos de desarrollo debe romperse el círculo vicioso que afecta a la economía de los países más pobres del mundo, según un informe de la UNCTAD
El éxito o el fracaso de la agenda para el desarrollo después de 2015 propuesta se decidirá en los países menos adelantados

EMBARGO
El contenido del presente comunicado de prensa y del informe conexo no podrá ser citado ni resumido por la prensa, radio o televisión o por medios electrónicos antes de las
27 noviembre 2014, 19:00 en Ginebra

UNCTAD/PRESS/PR/2014/056
Ginebra, Suiza, (27 noviembre 2014)

En el Informe sobre los países menos adelantados, 20141 se afirma que la comunidad internacional debe extraer enseñanzas del hecho de que los países más pobres, a pesar de haber registrado un fuerte crecimiento económico, no hayan podido cumplir los Objetivos de Desarrollo del Milenio (ODM), fenómeno designado en el Informe como "la paradoja de los PMA".

En el Informe, titulado "Crecimiento con transformación estructural: una agenda para el desarrollo después de 2015" se afirma que el éxito o el fracaso de la agenda para el desarrollo después de 2015 se decidirá en los países menos adelantados (PMA). El éxito dependerá de las medidas que adopten la comunidad internacional y los PMA para transformar la estructura de sus economías y romper el círculo vicioso que afecta al desarrollo económico y humano y encierra a esos países en la pobreza.

La paradoja de los PMA surge de la incapacidad de esas economías para lograr cambios estructurales, a pesar del vigoroso crecimiento que han registrado gracias a los elevados precios de las exportaciones y al aumento de las corrientes de asistencia oficial para el desarrollo (AOD). Otros países en desarrollo, que no entran en la categoría de "menos adelantados", especialmente aquellos que en materia de producción, empleo y exportación son más dependientes de los productos básicos, también se encontraron ante esa misma paradoja.

Sin embargo, entre 2002 y 2008, el crecimiento de los PMA superó el objetivo del 7% que había acordado la comunidad internacional, e incluso después de la crisis financiera de 2008 crecieron más deprisa que otros países en desarrollo, a una media del 5,7% anual.
Solo 1 PMA, la República Democrática Popular Lao, está en vías de alcanzar las siete metas de los ODM que se evalúan en el Informe, y solo 4 de los 39 PMA fuera de Asia Meridional y Sudoriental (Etiopía, Malawi, Rwanda y Uganda) están en vías de alcanzar la mayoría de los objetivos.

En el marco de los ODM, la pobreza mundial se redujo a la mitad gracias a los avances rápidos conseguidos en los países en desarrollo más adelantados, dice el Informe. Pero se prevé que uno de los objetivos fundamentales de la agenda para el desarrollo después de 2015 sea la erradicación de la pobreza para 2030. Esto significa reducir a cero la pobreza en todas partes, lo que resultará más complicado en los PMA. Del desempeño de estos dependerá en gran medida el éxito o el fracaso general de la agenda para el desarrollo después de 2015.

La erradicación de la pobreza en 15 años es un objetivo mucho más ambicioso que la meta de los ODM de reducirla a la mitad en 25 años, dice el Informe. Ni siquiera China lo ha conseguido, a pesar del extraordinario desarrollo y crecimiento económico que tuvo durante casi el doble de tiempo. Además, actualmente las perspectivas de los precios de las exportaciones son mucho más inciertas tras la crisis financiera, mientras que la AOD a los PMA ha dejado de aumentar debido a las medidas de austeridad adoptadas por los donantes.

El Informe destaca que los PMA tienen tres prioridades de políticas en el marco de la agenda para el desarrollo después de 2015: movilizar recursos para la inversión de tal manera que tengan un efecto máximo en el desarrollo, dirigir esos recursos hacia las actividades económicas que contribuyan decisivamente a transformar sus economías y establecer políticas macroeconómicas que promuevan el crecimiento de la demanda y la inversión en lugar de inhibirlo. La diversificación de las economías rurales debe ser otro elemento destacado de la transformación con miras a erradicar la pobreza.

No obstante, en el Informe se dice que el éxito de la agenda posterior a 2015 dependerá asimismo de los siguientes factores:
• Cumplimiento por los donantes de sus antiguos compromisos relativos a la cuantía y las condiciones de la AOD a los PMA, basándose particularmente en las estrategias de desarrollo de los propios destinatarios.
• Cambios del sistema financiero internacional para mejorar el sistema de prevención y respuesta a la crisis, y coordinación internacional en materia fiscal.
• Cambios en el sistema comercial internacional para facilitar a los PMA el acceso necesario a los mercados y permitirles utilizar las políticas comerciales para apoyar sus agendas de desarrollo.
• Adopción a nivel global de medidas rápidas, eficaces y equitativas para hacer frente al cambio climático.

Se indica en el Informe que el desarrollo no solo consiste en el crecimiento económico, sino que necesita una transformación estructural de la base económica mediante dos procesos paralelos: el aumento de la productividad del trabajo en las actividades productivas y la reorientación del empleo desde las actividades poco productivas, como la agricultura de pequeña escala y los servicios al margen de la economía formal, hacia actividades más dinámicas con mayor productividad, como las manufacturas y los servicios de alto valor. El desempeño de los PMA en la consecución de los ODM no viene determinado únicamente por el crecimiento económico, sino por la combinación de los dos procesos de transformación estructural.

El núcleo de la agenda para el desarrollo después de 2015 debería ser un círculo virtuoso de desarrollo económico y desarrollo humano, que anule el círculo vicioso en el que están atrapados los PMA, según se indica en el Informe. La reducción de la pobreza, la mejora de la nutrición y la salud, y el impulso de la educación mejoran el potencial productivo de las personas. Al aumentar ese potencial se puede reducir la pobreza, mejorar la nutrición y la salud e impulsar el nivel educativo. Para conseguirlo será necesario que el potencial productivo se traduzca en un aumento de los ingresos. Ello supone crear más empleos bien remunerados, lo que requiere una transformación estructural, dice el Informe. 

Nota: Actualmente hay 48 países que las Naciones Unidas designan como "países menos adelantados": Afganistán, Angola, Bangladesh, Benin, Bhután, Burkina Faso, Burundi, Camboya, Chad, Comoras, Djibouti, Eritrea, Etiopía, Gambia, Guinea, Guinea-Bissau, Guinea Ecuatorial, Haití, Islas Salomón, Kiribati, Lesotho, Liberia, Madagascar, Malawi, Malí, Mauritania, Mozambique, Myanmar, Nepal, Níger, República Centroafricana, República Democrática del Congo, República Democrática Popular Lao, República Unida de Tanzanía, Rwanda, Santo Tomé y Príncipe, Senegal, Sierra Leona, Somalia, Sudán, Sudán del Sur, Timor-Leste, Togo, Tuvalu, Uganda, Vanuatu, Yemen y Zambia.

Panorama general: http://unctad.org/es/PublicationsLibrary/ldc2014overview_es.pdf


End Notes
  1. El Informe (Nº de venta E.14.II.D.7, ISBN: 978-92-1-112880-2) puede obtenerse en la Oficina de Ventas y Comercialización de las Naciones Unidas cuya dirección se indica a continuación, o en las oficinas de venta de las Naciones Unidas en muchos países.  Los clientes pueden enviar sus pedidos o consultas a: United Nations Publications Sales and Marketing Office, 300 E 42nd Street, 9th Floor, IN-919J Nueva York, NY 10017, Estados Unidos de América. Tel.: 1 212 963 8302, fax: 1 212 963 3489, correo electrónico: publications@un.org, https://unp.un.org.


Para obtener más información, póngase en contacto con:
Unidad de Comunicaciones e Información de la UNCTAD
T: +41 22 917 5828
T: +41 79 502 43 11
E: unctadpress@unctad.org
Web: unctad.org/press
Loading..

Please wait....