COMUNICADO DE PRENSA
Para el uso de los medios de información - No es un documento oficial
Las mujeres empresarias son un elemento esencial para la diversificación de la economía rural de los países menos adelantados, según un informe
La UNCTAD propone un plan de emprendimiento rural femenino para la diversificación económica

EMBARGO
El contenido del presente comunicado de prensa y del informe conexo no podrá ser citado ni resumido por la prensa, radio o televisión o por medios electrónicos antes de las
27 noviembre 2014, 19:00 en Ginebra

UNCTAD/PRESS/PR/2014/057
Ginebra, Suiza, (27 noviembre 2014)

Como medio de conseguir la diversificación de la economía rural que necesitan los países pobres para prosperar, en el Informe sobre los países en desarrollo, 20141 de la UNCTAD  se esboza un mecanismo internacional llamado FREED, sigla de Female Rural Entrepreneurship for Economic Diversification (emprendimiento rural femenino para la diversificación económica). El proyecto tiene por objeto prestar apoyo a las empresas no agrícolas creadas por mujeres en las zonas rurales de los 48 países menos adelantados (PMA) reconocidos por las Naciones Unidas.

El Informe, titulado "Crecimiento con transformación estructural: Una agenda para el desarrollo después de 2015", dice que las mujeres de las zonas rurales, que suelen tener pocas oportunidades de realizar actividades económicas, al dedicarse tradicionalmente a tareas no retribuidas en el hogar y al cuidado de personas, son una fuerza potencialmente importante para la diversificación de las economías rurales de los PMA.

FREED brindará apoyo financiero y de otro tipo para la creación de nuevas empresas de mujeres en las zonas rurales de los PMA y para la consolidación y modernización de las ya existentes, así como para la colaboración entre ellas. Ese plan se financiará principalmente mediante la ayuda, complementada con financiación de organizaciones internacionales, fundaciones filantrópicas y contribuciones voluntarias.

Es indispensable que el aumento del potencial productivo de la mujer se traduzca en un aumento de sus ingresos, para completar un círculo virtuoso de desarrollo económico y humano, según el Informe, porque incrementando el tiempo dedicado al trabajo y el potencial productivo se podrían generar ingresos adicionales y mejorar la nutrición, la salud y la educación.

Los sectores llamados a obtener apoyo son la transformación de alimentos para el mercado local, la conservación y el empaquetado de alimentos, el vestido y la confección para atender la creciente demanda local a medida que aumentan los ingresos, el trabajo de la madera, el metal y la cerámica, y las actividades comerciales y de promoción. Estas últimas incluyen la venta de productos locales en mercados locales y regionales, y el suministro de insumos a productores agrícolas u otros, por ejemplo, fertilizantes, plaguicidas, semillas, tejidos, herramientas y equipo.

El 75% de la población de los PMA vive en zonas rurales, indica el Informe. Incluso en los PMA que exportan principalmente artículos manufacturados, como Camboya y Bangladesh, esa cifra oscila entre el 60% y el 80%.

En el Informe se explica que el desarrollo rural de los PMA requiere un aumento de la productividad agrícola, así como la diversificación de las economías rurales mediante actividades distintas de la agricultura. El aumento de la productividad agrícola forma parte integrante del desarrollo rural y el desarrollo nacional general, pero a menudo supone recortar los excedentes de mano de obra en las pequeñas explotaciones. Dado que las ciudades de los PMA no pueden absorber esa mano de obra, la diversificación económica de las zonas rurales es imprescindible para ampliar las oportunidades de empleo fuera de la agricultura.

La modernización agrícola y la diversificación de la economía rural son interdependientes y se refuerzan mutuamente, dice el Informe. Además de ayudar a absorber el excedente de mano de obra desplazada por la modernización agrícola, incrementando la producción no agrícola se crea demanda de alimentos de mayor valor, por lo que aumentan los ingresos de la agricultura. Además, las familias campesinas encuentran oportunidades de obtener ingresos al margen de la agricultura para pagar los insumos y el equipo agrícolas.

Asimismo, el aumento de los ingresos agrícolas crea demanda de productos no alimentarios, lo que abre oportunidades de inversión fuera de la agricultura y puede generar un excedente de ingresos para financiar inversiones no agrícolas. La modernización agrícola acompañada de la generación de ingresos al margen de la agricultura puede entrañar un progreso rápido del desarrollo y la reducción de la pobreza en el ámbito rural.

Por su parte, la electrificación puede ser un motor potente de diversificación económica en el ámbito rural, según el Informe, y en ese sentido las energías renovables ofrecen una oportunidad importante. La mayoría de los habitantes de las zonas rurales de la mayor parte de los PMA no tiene acceso a la electricidad y ello supone un grave obstáculo para aumentar la producción no agrícola.


Nota: Actualmente hay 48 países que las Naciones Unidas designan como "países menos adelantados": Afganistán, Angola, Bangladesh, Benin, Bhután, Burkina Faso, Burundi, Camboya, Chad, Comoras, Djibouti, Eritrea, Etiopía, Gambia, Guinea, Guinea Ecuatorial, Guinea-Bissau, Haití, Islas Salomón, Kiribati, Lesotho, Liberia, Madagascar, Malawi, Malí, Mauritania, Mozambique, Myanmar, Nepal, Níger, República Centroafricana, República Democrática del Congo, República Democrática Popular Lao, República Unida de Tanzanía, Rwanda, Santo Tomé y Príncipe, Senegal, Sierra Leona, Somalia, Sudan, Sudán del Sur, Timor-Leste, Togo, Tuvalu, Uganda, Vanuatu, Yemen y Zambia.

 

 
 
 

End Notes
  1.  El Informe (Nº de venta E.14.II.D.7, ISBN: 978-92-1-112880-2) puede obtenerse en la Oficina de Ventas y Comercialización de las Naciones Unidas cuya dirección se indica a continuación, o en las oficinas de venta de las Naciones Unidas en muchos países. Los clientes pueden enviar sus pedidos o consultas a: United Nations Publications Sales and Marketing Office, 300 E 42nd Street, 9th Floor, IN-919J Nueva York, NY 10017, Estados Unidos de América. Tel.: 1 212 963 8302, fax: 1 212 963 3489, correo electrónico: publications@un.org, https://unp.un.org.


Para obtener más información, póngase en contacto con:
Unidad de Comunicaciones e Información de la UNCTAD
T: +41 22 917 5828
T: +41 79 502 43 11
E: unctadpress@unctad.org
Web: unctad.org/press
Loading..

Please wait....