El mundo debe encontrar el equilibrio adecuado entre la protección y la extracción de los recursos marinos

30 junio 2021

Cinco mensajes clave de la Asesora Especial de la UNCTAD para la Economía Azul, Dona Bertarelli, respecto a las razones por las que ahora más que nunca es necesario proteger los océanos, para que puedan seguir ofreciendo alimentos y sustento de vida a 3.000 millones de personas.

News

© Pradeep Raja

El Día Mundial de los Océanos de este año, celebrado el 8 de junio, se centró en el papel que desempeñan los océanos en la vida y los medios de subsistencia de todos. Este punto de vista es fundamental ya que el mundo busca formas sostenibles y regenerativas para que las personas coexistan y trabajen con el océano y desarrollen una relación más saludable con nuestro planeta azul.

Para reconocer la importancia del océano para los 3.000 millones de personas que dependen de él para su alimentación y sustento, la Asesora Especial de la UNCTAD para la Economía Azul, Dona Bertarelli, intervino en una serie de eventos durante las celebraciones del mes del océano.

El 1 de junio, moderó una mesa redonda en el debate temático de alto nivel del Presidente de la Asamblea General de las Naciones Unidas sobre los océanos y el Objetivo de Desarrollo Sostenible 14: La vida bajo el agua.

El 8 de junio, pronunció un mensaje en el evento en línea de la ONU sobre el Día Mundial de los Océanos. También pronunció el mensaje principal en el evento 2030 Digital Fasttrack Studios el 22 de junio, exponiendo cómo la optimización de los datos puede contribuir a hacer las pases con la naturaleza.

Los actos se vieron reforzados por el inicio de la Decada de las Ciencias Oceánicas para el Desarrollo Sostenible de las Naciones Unidas, que empieza este año del 2021 al 2030.

A lo largo de sus compromisos en junio, la Sra. Bertarelli dijo que es fundamental lograr el mayor equilibrio entre la producción y la protección de nuestros océanos. Aquí están sus cinco conclusiones sobre lo que se necesita para ayudar a nuestros océanos y a la humanidad.

1. La protección es la respuesta para una producción más sostenible

La Sra. Bertarelli destacó la importancia de la misión de proteger el 30% de los océanos para 2030, conocida como la campaña 30x30, y de gestionar de forma sostenible el 70% restante, incluido el alta mar.

Pero reconoció que los retos para lograr este objetivo son importantes. "Retos como el cambio climático y su enorme impacto en la vida en el oceano", dijo.

Otras amenazas a las que se enfrenta el océano son la contaminación por plásticos, sustancias tóxicas y residuos, la sobrepesca y la extracción, la devastación de los medios de vida tradicionales dependientes del océano y las injusticias y las desigualdades en las reuniones sobre la extracción de los océanos.

"Hay que poner fin a la sobrepesca y a la pesca ilegal. El primer paso es poner fin a las perjudiciales subvenciones a la pesca, que están agotando las poblaciones de peces", dijo Bertarelli. 

También destacó la necesidad de abordar los problemas de desigualdad y derechos humanos en la pesca, y de garantizar que los pueblos indígenas, los pescadores artesanales y las mujeres participen plenamente en la gobernanza de los océanos.

2. Los pequeños estados insulares en desarrollo son "importantes estados oceánicos" que necesitan apoyo

La Sra. Bertarelli describió a los pequeños estados insulares en desarrollo como "importantes estados oceánicos", diciendo que "para proteger los entornos naturales icónicos de estos importantes estados oceánicos, tenemos que proteger a su gente y sus medios de sustento."

Afirmó que estos estados necesitan apoyo e inversiones para diversificar sus actividades económicas hacia una economía sostenible y regenerativa, valorar su capital natural mientras está vivo y desarrollar todo su potencial.

3. Tenemos que escuchar lo que dice la ciencia

El año 2021 marca el inicio de la Década de las Ciencias Oceánicas para la Sostenibilidad de las Naciones Unidas en torno al tema: "La ciencia que necesitamos para el océano que queremos."

Proporcionará un marco común para garantizar que la ciencia de los océanos pueda apoyar plenamente las acciones de los países gestionando de forma sostenible los océanos para así lograr la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible.

"Al comenzar la Década de los Océanos de la ONU, tenemos que desaprender la actitud de falta de cuidado hacia el océano. Una de las claves es aumentar la educación. Otra es compartir abiertamente los datos y la investigación científica que sirven de base para fundamentar las políticas y lograr mayores beneficios para el océano y para la sociedad", dijo la Sra. Bertarelli.

Señaló que los buenos datos, la ciencia, las tecnologías accesibles y la inteligencia artificial pueden mejorar el análisis y la comprensión, y conducir a una mejor toma de decisiones, una mejor gobernanza y mejores resultados para nuestro planeta azul.

Como navegante, ella ha sido testigo del deterioro de la salud del océano. "Como filántropa, sé lo importante que es que los gobiernos, el sector privado y las comunidades locales trabajen juntos e inviertan en la toma de decisiones y en tecnologías basadas en la ciencia que puedan transformar la protección de los océanos y capacitar a las personas para hacer las paces con ellos", dijo.

4. Aprovechar los próximos eventos multilaterales para comprometerse con el océano

La Sra. Bertarelli señaló una serie de próximos eventos en los que la economía azul debería ser el centro de atención. Entre ellos se encuentran la conferencia cuatrienal de la UNCTAD (UNCTAD15) en octubre, la 12ª conferencia ministerial de la Organización Mundial del Comercio en noviembre, la Cumbre Mundial de la Biodiversidad en octubre y noviembre, y la 26ª Conferencia de la ONU sobre el Cambio Climático en Glasgow.

"Tenemos que trabajar en todos los niveles políticos, a nivel de las agencias de la ONU y entre los gobiernos, para conseguir el océano sano que necesitamos y un futuro sostenible para todos", dijo. 

https://cdnapisec.kaltura.com/index.php/extwidget/preview/partner_id/2503451/uiconf_id/43914941/entry_id/1_htbfkl2s/embed/dynamic

5. La naturaleza debe estar en el centro de toda planificación

"Hoy en día la humanidad está en desequilibrio con la naturaleza, en conflicto con nuestras especies, con nuestro clima y con nuestro océano", dijo Bertarelli. "Esto debe cambiar".

Dijo que para lograr una economía azul sostenible y regenerativa se necesitan cambios a varios niveles. "Tenemos que cambiar la forma en que valoramos la biodiversidad del océano mientras está viva, la forma en que comerciamos, nuestros patrones de consumo y producción, así como nuestros sistemas de alimentación y transporte".

Bertarelli dijo: "Cuando el océano prospera, también lo hace la humanidad".

También Bertarelli celebró un año en su puesto de asesora especial el 1 de junio.